Blogia
Vailima

NOLI ME TANGERE



En el Evangelio de San Juan, se narra la aparición de Jesucristo a Magdalena. En 1511, Tiziano reproduce esta narración en un lienzo titulado Noli me tangere dotándolo de una profunda ambigüedad que ahora veremos.
Por una parte, Cristo separado ya de la vida terrena por la muerte, no es representado como una aparición sino con la presencia visible de un hombre vivo. Sigue siendo tangible pero no puede ser tocado hasta que se reúna con su Padre.
El hombre y la mujer están dispuestos en dos regiones separadas de los dos cuadrantes inferiores, pero la Magdalena quiebra la separación central por la ubicación de su cabeza y, sobre todo, por la agresiva acción de su brazo derecho que se aproxima al protegido centro de la masculinidad del hombre.
El bastón que hace de divisoria visual entre ambas figuras no parece intimidarla. Si ustedes observan atentamente, la mujer representada es una configuración de cuña activa que se arrastra por el suelo cubierta por el brillante rojo de su ropa. Como contrapartida al rojo, el contrapeso frío del agua azul que envuelve la cabeza del hombre. Su cuerpo reacciona ante la proximidad de la mujer con la concavidad de su retraimiento expresado, especialmente, por la inclinación del torso.
Como les decía al comienzo del post, la ambigüedad que confiere Tiziano a la obra viene expresada exactamente por dicha inclinación y representada por la diagonal que se produce:
Si se interpreta en dirección descendente, parece como si Cristo rehúsa el contacto; si se interpreta en ascendente, parece que se inclina con gesto protector para recibir a la mujer.
Los dos centros del cuerpo del varón (cabeza y pelvis), actúan de contrapunto para representar la ambigüedad entre ambas figuras.

Tiziano la legó a la historia del arte de esta manera. En ustedes está ahora el “inclinarse” hacia una u otra versión. Aunque recordando aquellos versos de Juan Ramón Jiménez en los que decía “No lo toques más,/que así es la rosa”, me “inclino” por mantener la sutileza de esta ambigüedad que es la que hace que se nos muestre bella.
Un saludo
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

7 comentarios

Nfer -

A veces los astros se alinean y puedo visitarte, Vailima.
Hoy es uno de esos momentos...si es posible, dime: ¿qué tiene en la mano izquierda Magdalena?
Gracias y espero otra conjunción astral para leer tu respuesta,
Un abrazo
Nfer

laura -

Jesus -

Ella le suplica amor. Él responde que la quiere, o que la quiso,pero ya todo es diferente. Le pide con delicadeza pero enérgico que le deje marchar. Un saludo

Anónimo -

Si estoy de acuerdo con Vailima, quiere acercarse ... claro porque Maria Magdalena es su muje.r

-------------- -

Vailima -

Muy buena tu visión. También puede interpretarse el gesto como si quisiera ayudarla a levantarse y acercarse más a ella.
En fin, por comentar...
un saludo

Magda -

Sin embargo considero, no se si estés de acuerdo, que más bien es de rechazo al contacto porque además de lo que atinadamente señalas está la pierna izquierda de Jesús. Esta pierna la tiene metida hacia sí mismo, ello hace más claro el "apartate mujer, mi reino no es ya de este mundo". Muchos saludos y felicidades por tu blog.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres